martes, 16 de junio de 2015

Juntas Generales

Las Juntas Generales de Bizkaia han quedado constituidas una vez más en Gernika-Lumo, en esta ocasión tras las elecciones forales del pasado 24 de mayo. Se trata de una institución ancestral, de hondísimas raíces, que ha sabido renovarse para dar respuesta a las demandas de la sociedad en el siglo XXI. No es, por tanto, ninguna reliquia del pasado sin trascendencia presente, sino una potente herramienta jurídico-política que rige la vida de los vizcaínos en muy diversas materias, en la hacendística por citar el ejemplo más evidente. En consecuencia, el acto de la Casa de Juntas que da inicio al nuevo periodo de sesiones es de la máxima relevancia y tendrá continuidad en breve plazo con la elección del nuevo diputado general del territorio.
Quien haya visitado en alguna ocasión el recinto que cobija al Roble habrá reparado en la dilatada historia que atesora entre sus paredes, tanto en siglos pretéritos, como en época más reciente y vinculada con el actual régimen de autogobierno. Habría que echar la vista atrás hasta épocas anteriores a la Edad Media para dar con el origen de la institución. Fueron las Juntas las que desarrollaron instrumentos democráticos como el Habeas Corpus, la prohibición de tormentos o la hidalguía universal, tomando la delantera a muchos en Europa. Tras su suspensión en 1876, provocada por la abolición foral, las Juntas retomaron su actividad en 1979 y han sido protagonistas indiscutibles tanto en la recuperación de los derechos históricos como en el proceso de institucionalización de Euskadi.
Todo ello obliga a seguir con la máxima atención todo lo que ocurre entre los muros de la Casa de Juntas de Gernika-Lumo. El Parlamento de Bizkaia que allí se reúne representa la voluntad expresada democráticamente por los ciudadanos del territorio y legisla con amplias competencias. Es una institución necesaria, reflejo de una tradición que se pierde en tiempos remotos, motivo de orgullo por haber estado siempre en vanguardia en aspectos esenciales para la organización de la vida social, económica y política de los vizcaínos. Las Juntas Generales son el mejor espejo de lo que es Bizkaia, de su historia, de su voluntad de autogobernarse en estrecha vinculación con el resto de los ciudadanos vascos, y de un futuro que se construye día a día.

 

0 comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por enviarnos tus comentarios. Si cumplen con nuestras normas se publicarán en nuestro blog.

 
prestashop themes